Campaña “¡NO apadrines CRUELDAD!”


File:ZooJerez-DSC06363.JPG

Fotografía: El Pantera

Algunas empresas, en su interés por satisfacer sus propios mercados, buscan ofrecer una imagen que les otorge el merecimiento de “empresas comprometidas”. Así, muchas realizan de forma paralela a su actividad funciones sociales que están relacionadas con el medio ambiente, de valor apreciado socialmente.

Sin embargo, es preciso preguntarse si realmente todas estas funciones sociales llevan aparejado el distintivo de “compromiso con el medio ambiente” de forma efectiva e innegable o, por el contrario, solo asejeman serlo sirviendo de tapadera para otras bien distintas actividades perniciosas para los animales.

En Jerez, varias son las empresas que han optado por apadrinar animales del Zoo Botánico. Pero, ¿esta actividad beneficia realmente a la empresa o le otorga una mala imagen? ¿Apadrinar animales de un zoo beneficia a la fauna? Parece que todo lo contrario.

Lejos de beneficiarla, el apadrinamiento de los animales de un zoo contribuye a perpetuar una de las prácticas más opresivas y crueles que aún existen hoy en día. Porque, ¿quién pone en duda que mantener a un animal cautivo durante toda su vida no es una práctica cruel? Nadie en su sano juicio se atrevería a rebartir este argumento.

4028mdk09

4028mdk09

Apadrinar a los animales de un zoo significa contribuir a la financiación económica de los proyectos de cría en cautividad, cuyos animales no son otra cosa que moneda de cambio para otros zoos y/o circos que comprarán esos animales para seguir explotándolos.

El apadrinamiento de los animales por las empresas busca dos fines:

1. Fomentar en el mercado la aparente “buena imagen” de la empresa, una imagen tergiversada y nunca real.

2. Obtener fondos económicos que servirá a los zoos para continuar con su actividad e, incluso, ampliar el número de especies y animales cautivos.

¿Y qué pasa con los proyectos de conservación? ¿Los programas de reintrodución se llevan a cabo con eficacia? ¿Los animales que se emplean para la cría en cautividad llegan a ser liberados alguna vez o, por el contrario, permanecerán cautivos para siempre para conservar su material genético?

File:Captive barbary lion.jpg

¿Sirve de algo mantener a una especie cautiva para evitar que desaparezca si se la está privando de su mayor derecho: la libertad? Estos argumentos caen por su propio peso y lejos de ser argumentos, no son más que falacias.

Bobcat o Lynx

Y los proyectos educativos de los zoos, ¿son eficaces? ¿son reales?

En absoluto. En los zoos, ni se muestra a los animales en su hábitat natural ni los animales presentan conductas típicas que puedan servir de estudio. Estos animales muestran conductas estereotipadas y psicopatías propias de su estado de cautiverio que no se corresponden con un comportamiento normal, por lo tanto su validez es nula.

En cuanto a los proyectos de investigación que se llevan a cabo en estos centros, pierden todo signo de ética desde el momento en el que se realizan privando de la libertad  al otro, al animal no humano.

moneky-in-cage

En consecuencia, el único planteamiento válido (que no éticamente aceptado) que se puede extraer de la actividad de los zoológicos son los proyectos de ocio que llevan a cabo; es decir, utilizar a los animales como escaparate de entretenimiento ciudadano para mantener ciertos ingresos económicos.

¿CUÁL ES EL TRUEQUE ENTRE EL ZOO Y LAS EMPRESAS APADRINADORAS?

Para apadrinar a un animal, las empresas deben asumir  el mantenimiento total de los animales apadrinados y de sus instalaciones.

A cambio, éstas recibirán publicidad y un engañoso “prestigio social”, haciendo ver que están colaborando en la labor de Conservación, Investigación y Educación de los animales del Zoo, cuando lo que de verdad están haciendo es esclavizarlos y mantenerlos prisioneros de por vida.

El plato estrella en este trueque es la publicidad, su punto fuerte por resultar una golosina siempre apetecible. Se publicita a la empresa con la presentación en los medios de comunicación, con la presencia de autoridades municipales, con la entrega y/o colocación de placas honoríficas, con la realización de entrevistas en radio y televisión, y con su promoción en los distintos medios (páginas web, vallas publicitarias, etc.)

¿Y no sería mucho más valioso luchar contra los principales problemas que amenazan a estos animales: la pérdida de su hábitat y la caza? Eso les conferiría un valor mucho mayor.

Dibujo sin título(1)

Por todas estas razones y muchas otras, empezamos el 2014 con una nueva campaña: “¡NO apadrines CRUELDAD!”

El objetivo de esta campaña es solicitar a las empresas apadrinadoras de animales del Zoo de Jerez que no sigan pagando por mantener cautivos a estos animales.

Para ello, hemos creado varias peticiones de recogida de firmas on line, cada una dirigida a la empresa correspondiente, que puedes firmas y difundir pinchando en las siguientes fotos:

¡FIRMA ESTAS PETICIONES!

(pincha en la imagen)

1. ¡FIRMA! PIDE A LA EMPRESA GENATUR QUE NO SIGA CONTRIBUYENDO ECONÓMICAMENTE AL CAUTIVERIO DE LOS CAMALEONES DEL ZOO DE JEREZ.

Dibujo sin título

2. ¡FIRMA! PIDE A LA EMPRESA PROMARKETING QUE NO SIGA CONTRIBUYENDO ECONÓMICAMENTE AL CAUTIVERIO DE LOS CANGUROS DE BENNET DEL ZOO DE JEREZ.

Dibujo sin título

3. ¡FIRMA! PIDE A LA EMPRESA CON AIRE DE ILUSIÓN QUE NO SIGA CONTRIBUYENDO ECONÓMICAMENTE AL CAUTIVERIO DE LOS GUACAMAYOS ROJOS DEL ZOO DE JEREZ.

No apadrines

3. ¡FIRMA! PIDE A LA EMPRESA ALMARA QUE NO SIGA CONTRIBUYENDO ECONÓMICAMENTE AL CAUTIVERIO DE LOS MACACOS DE GIBRALTAR DEL ZOO DE JEREZ.

No apadrines

¿De qué otras formas puedes contribuir a ayudar a los animales de Zoo?

  • Firma esta petición para impedir que sigan celebrando bodas y cumpleaños en sus instalaciones:

    h19048_a

  • Pide la reconversión del Zoo en Parque Botánico

Dibujo sin título(3)

  • Únete a nuestro grupo Teaming por solo 1€ al mes y ayúdanos en la recaudación de fondos para la campaña:

carruajes

  • Difunde a las víctimas del Zoo de Jerez

Un Jerez sin circos con animales es posible


Dibujo sin título(1)

¿Cuántas veces te has paseado por los alrededores del circo y habrás visto a los animales encerrados, sufriendo?

Fotografía:  Jean Housen

Fotografía: Jean Housen


¿Cuántas veces has visto a los elefantes con las patas sujetas con cadenas, sin poder moverse?

Fotografía: José Luis Guillén

Fotografía: José Luis Guillén


¿Cuántas veces has visto a los tigres empapados por la lluvia en sus jaulas, cabizbajos y tristes?

¿Cuántas veces has visto a los dromedarios en espacios sucios?

¿Cuántas veces has visto el sufrimiento en los ojos de todos esos animales?

Fotografía: Dee.lite

Fotografía: Dee.lite


¿Cuántas veces más tendrás que verlo?

Explotar a los animales en un circo es una práctica obsoleta, es ofrecer un espectáculo desusado con el que ya nadie se divierte; mucho menos los niños, que ven con pavor las vejaciones a las que son sometidos los animales, que notan en su triste mirada el sufrimiento que padecen.

Los animales de los circos sufren. Son explotados y obligados a realizar ejercicios para los que se les somete a un duro y cruel entrenamiento forzado. Viven cautivos y encadenados, en pésimas condiciones donde la falta de higiene y salubridad quedan patentes.

Este vídeo realizado por Animal Defenders International (ADI) muestra cómo los trabajadores del circo intentan mantener bajo control a los elefantes con ganchos, latigazos, barras de metal y armas paralizantes.

 Jerez de la Frontera ha traido la crueldad una vez más, en forma de carpa, para mostrar a los niños todo el dolor que unos animales pueden llegar a soportar.

 “Los niños salieron llorando de allí, traumados y asustados” y sin ganas de volver a poner un pie en uno de estos lugares. Éste fue el testimonio que ayer nos manifestaron algunas madres que habían llevado a sus hijos a ver el espectáculo y que firmaron con gusto la petición durante la recogida de firmas que ayer, 27 de septiembre, llevamos a cabo en la Plaza del Arenal.

 Así es como empezamos esta campaña las asociaciones Activistas por la Naturaleza y Fauna (ACNAFA) y la Plataforma Gaditana de Defensa Animal (PLAGDA) para solicitar al Ayuntamiento de Jerez que conceda las próximas licencias a circos sin animales, una apuesta innovadora que ofrece espectáculos llenos de creatividad, sorpresa y diversión, pero libres de crueldad.

 Queremos, igualmente, mostrar nuestro rechazo y el de todos los firmantes a la concesión de licencias, por parte del Ayuntamiento de Jerez de la Frontera (Cádiz), para la instalación de circos con animales en el municipio, habida cuenta de que este hecho se produce de forma reiterada a pesar de las protestas de los colectivos animalistas y del rechazo generalizado que causa en una parte importante de la población, y a pesar de las frecuentes denuncias que estos circos han recibido en otras localidades.

 Además de la recogida de firmas manuscritas, hemos abierto una petición de recogida de firmas online para extenderla al resto de la población que esté interesada en manifestar su oposición a este tipo de circos.

 La petición se puede firmar en el siguiente enlace:

Petición dirigida al Ayuntamiento de Jerez de la Frontera (Cádiz): ¡NO CONCEDA MÁS LICENCIAS DE INSTALACIÓN A CIRCOS CON ANIMALES!

Un Jerez sin circos con animales es posible

Fotografía: Zigomar

Fotografía: Zigomar


Y RECUERDA:

 

Cada entrada que compras a un circo CON animales equivale a toda una vida de explotación y maltrato.
Cada circo CON animales al que concedes licencia equivale a años de sometimiento y golpes.

¿Por qué llevas mi piel?


La peletería elabora ropa y complementos a partir del cuero y la piel del animal. Cada año, unos 400.000 animales son torturados y asesinados a manos de la industria peletera.

 

 A finales de la década de 1980 y  en la década de 1990 la venta de pieles disminuyó debido a la lucha de los defensores por los derechos animales y que los fabricantes no ofertaban nuevos modelos atractivos para el consumidor.

Sin embargo, desde el año 2000 las ventas se han vuelto a disparar con la aparición de nuevas técnicas de diseño y un aumento de la demanda en países como China o Rusia.

El movimiento por los derechos animales lleva librando, desde hace unas décadas, una dura batalla contra el uso de pieles por tratarse de una práctica cruel e innecesaria.

 

CAZAR PARA LA OBTENCIÓN DE PIELES:

  • Los animales que caen en las trampas sufren durante días de shock, pérdida de sangre, deshidratación, gangrena, congelamiento y ataques de otros depredadores.

  • En las cacerías de focas, miles de crías son tiroteadas o golpeadas salvajemente con barras de hierro que les aplastan los cráneos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL HORROR DE LAS GRANJAS PELETERAS:

La situación de los animales en las granjas peleteras es lamentable y digna de repudio. La vida en una granja peletera es terriblemente cruel. Los animales permanecen cautivos desde su captura o nacimiento hasta que son sacrificados.
Las condiciones de vida son insalubres, malviviendo enfermos y llenos de heridas en reducidas jaulas.
Presentan muchos trastornos psicológicos y de conducta que les conduce a diversos trastornos; incluso al canibalismo, a matar a sus iguales o a la automutilación.

 

 

  • La caza de animales para obtener su piel o plumas ha llevado a muchas especies al borde de la extinción, como es el caso de los grandes felinos, las focas y algunos mustélidos.

  • Los animales de las granjas peleteras son criados a gran escala en cautividad.

  • Viven confinados en jaulas de reducido tamaño en las que apenas se pueden mover y en las que pasarán toda su corta vida.

  • Tienen que vivir entre sus excrementos, con unas condiciones de limpieza deplorables.

  • El estrés producido por el cautiverio es enorme, especialmente en especies como el visón que en estado de libertad pueden llegar a ocupar un territorio de 10 km².

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Sufren heridas y mutilaciones y se autolesionan en su intento por salir de las jaulas: se muerden la piel, la cola o las patas, se rompen los dientes intentando morder los barrotes.

  •  Aparecen en ellos síntomas de zoocosis y distintos trastornos de la conducta, mostrando transtornos anormales en su especie como son los movimientos repetitivos. Esta situación les lleva a la psicosis.

  • Padecen infecciones diversas para las que no reciben tratamiento.

  • En ocasiones, tienen que convivir con cadáveres de otros animales.

  • Se han dado incluso casos de canibalismo entre los animales como reacción a su estado de cautiverio.

  •  Algunas hembras matan a sus propias crías al poco de nacer.

LA INDUSTRIA PELETERA CHINA:

China ha sido uno de los mayores exportadores de pieles del mundo y es también donde se emplean las técnicas más crueles y horribles con los animales.

La tortura a los animales no está penalizada y realizan auténticas salvajadas con ellos.

Las pieles que venden no están correctamente etiquetadas, así que no necesariamente provienen del animal que especifica. Pueden ser incluso de perro o gato.

 

A los animales se les arranca la piel estando todavía vivos, lo que supone un horrible sufrimiento para ellos y su agonía es atroz. Algunos aún viven después de que les han despellejado.

En 2005, la organización suiza Swiss Animal Protection presentó una investigación sobre la industria peletera china, en la que se mostraban perros siendo despellejados en pleno estado de conciencia

En el año 2007, Estados Unidos prohibió la importación, exportación y venta de productos hechos con carne o piel de perros y gatos después de la aparición de varios vídeos en los que se mostraba el maltrato que estos animales recibían en las granjas chinas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PIEL DE CONEJO:

La principal raza de conejos utilizada en la industria peletera es la Rex. Los gazapos son separados de su madre a las 4 semanas y alimentados hasta las 7 u 8 semanas, momento en que se les confina en jaulas individuales, donde permanecen 6 o 7 meses para posteriormente ser sacrificados con su pelaje de invierno. Su tasa de mortalidad suele ser del 10-15 % debido a enfermedades respiratorias.

Otra raza empleada por la industria peletera es la orylag. Los gazapos se sacrifican a las 20 semanas. Al ser una raza genéticamente manipulada, su constitución es más delicada y su tasa de mortalidad suele ser de 25-30 %.

En las jaulas los conejos suelen sufrir rotura de huesos y lesiones traumáticas, especialmente durante su traslado.

 

Granja de visones en Wisconsin (Estados Unidos) Autor: Royalbroil

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CRÍTICAS AL MERCADO PELETERO:

Se calcula que en España hay unas 70 granjas de visones.

En octubre de 2009, la ONG Igualdad Animal presentó una investigación sobre las granjas de visones en España mostrando crueles imágenes grabadas en su interior y con cámara oculta. En febrero de 2009, la organización Equanimal presentó una nueva investigación acerca de estas granjas, realizada entre febrero y diciembre de 2008.

En la actualidad, el 85% de las pieles de la industria peletera provienen de animales criados en granjas. El 64% de estas granjas se encuentran en el norte de Europa, el 11% en norteamérica y el resto está repartido por distintos países como China, Rusia o Argentina. El animal más explotado ha sido el visón, seguido del zorro. Otros animales como el hámster, la chinchilla y el lince también son criados para la obtención de pieles.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los vendedores y consumidores de pieles han sido fuertemente criticados por la crueldad de la captura y la matanza de los animales, una actividad que hoy en día es innecesaria al existir fibras naturales y sintéticas.

La venta de pieles produce, entonces, un tremendo sufrimiento a los animales y se cobra innecesariamente miles de vidas al año.

 

Copyrighted free use by permission of Kjell Bjørnstad

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿QUÉ PODEMOS HACER?

1. No compres ninguna prenda de vestir, complementos u objetos de piel natural.

2. Muestra tu rechazo hacia la industria peletera.

3. Informa y difunde la información acerca de la realidad de la industria peletera y sus métodos crueles de explotación.

 

REFERENCIAS:

Acuarios y delfinarios: Prisiones acuáticas


Los acuários públicos, oceanográficos y delfinarios son instalaciones abiertas al público donde se exhiben animales acuáticos marinos.

Fotografía tomada en el Acuario de Georgia, el de la imagen es uno de los dos tiburones ballena macho que residen allí. Autor: Zac Wolf

Estos recintos son otra forma de explotación animal, principalmente para fines lucrativos. Aunque se dice que, al igual que los zoológicos, estos centros sirven para estudiar e investigar el comportamiento de estos animales, hemos aclarado que el comportamientos de los animales en cautiverio no es normal ni común a su especie, por lo que invalida todo estudio e investigación al respecto al no contribuir al conocimiento real de estas especies.

¿POR QUÉ SON CENTROS DE CRUELDAD?

  • Los animales están sometidos a un proceso de captura, transporte y enseñanza cruel con el fin de ser expuestos al público y para realizar ejercicios de acrobacias circenses.

  • Han sido privados de libertad

  • La captura separa a las crías de sus madres, con todos los efectos negativos que esto conlleva puesto que la permanencia de las madres con las crías no solo estrecha lazos afectivos y asegura la supervivencia de la especie, sino que alarga la vida de estas últimas.

Orca hembra con una cría.

  • Su captura se realiza con redes y/o con pinzas  que sujetan su cabeza o cola. Muchos resultan heridos en este proceso. Otros mueren antes de llegar al centro. Se estima que menos del 50% de las especies capturadas llegan vivas a estos centros.

  • El transporte no se libra de la crueldad: son transportados en recintos reducidos y en la mayoría de los casos deben viajar a miles de kilómetros de distancia. Algunos delfinarios de España, por ejemplo, traen sus animales de otros centros de Cuba donde han sido criados en cautividad.

  • Una vez en los centros, son confinados en espacios muy reducidos.

Two Whale Sharks in the Okinawa Churaumi Aquarium
Location: 424 Ishikawa, Motobu-cho, Kunigami-gun, Okinawa Japan 905-0206
Photo by Derek Mawhinney January 17, 2004

  • Cuando estos animales están en libertad, cazan su propio alimento. En cautiverio, se les alimenta con peces muertos que ellos no capturan.

  • Al estar encerrados en lugares de pequeñas dimensiones, no pueden satisfacer sus necesidades vitales. Los delfines y las orcas, por ejemplo, necesitan nadar entre 150-200 kilómetros al día y bajar hasta profundidades de entre 600-3.000 metros. Estando en cautiverio solo pueden recorrer unos 7 metros y bajar a 10-12 metros de profundidad.

Tilikum durante una presentación en SeaWorld. Esta orca macho ha estado involucrada en la muerte de tres personas .

 

  • Debido a sus características anatómicas y fisiológicas, requieren de espacios abiertos. Es el caso de los biosónares que poseen las ballenas y los delfines y que emplean como un potente sistema de ecolocalización. Estos, emiten sonidos en su entorno e interpretan los ecos que los objetos de su alrededor producen. Este sónar rebota en el objeto y así percibe la distancia que hay entre él y ese objeto midiendo el tiempo de retardo. Estos sonidos son reflejados por el huesodenso cóncavo del cráneodel delfín y el saco de aire que se encuentra en su base. Cuando estos animales están en cautiverio, el sistema de ecolocalización no funciona, ya que las ondas rebotan en las paredes y esto puede producirles serios problemas.

Diagrama esquematico de la produccion y recepcion de sonido en una ballena dentada, dibujado con XaraXtreme por Emoscopes 06:07, 14 January 2006 (UTC)

  • El cloro daña su piel y ojos

  • Su entrenamiento es igualmente cruel y severo, ya que se les priva de comida para que realicen determinadas acrobacias. Así, su vida se reduce a jornadas excesivas de trabajo y a una alimentación deficiente. A todo lo dicho le podemos sumar el nivel excesivo de ruido que deben soportar producido por la música y los visitantes, en contraposición con las horas de aislamiento que pasan después.

Espectáculo de orcas en Sea World

  • Se estima que su media de vida de especies como delfines y orcas estando en cautiverio es de 1 año, cuando el promedio de vida para estos cuando se encuentran en libertad oscila entre 30 y 45 años.

  • En ocasiones, estos centros no cumplen con la legalidad exigida en estos recintos. Se han dado casos de animales que poseían documentación falsa perteneciente a otros animales que habían muerto.

Beluga en L’Oceanogràfic. Autor:Carquinyol

Como dato de referencia, decir que en el año 2006, la asociación Ecologistas en Acción emprendió una campaña contra este tipo de centros.

Keiko en 1998, poco antes de ser liberado en Islandia.

¿QUÉ PODEMOS HACER?

  1. No vayas a estos recintos ni asistas a este tipo de espectáculos.

  2. Muestra tu rechazo socialmente y ayuda a difundir la información.

Tortuga carey

REFERENCIAS:

Los zoológicos: cadena perpetua


Los zoológicos son instalaciones que exhiben y crían animales salvajes fuera de su hábitat natural. Actualmente el número de zoológicos repartidos por el mundo supera los 1.000, de los que el 80% se encuentran en zonas urbanas.

La Directiva 1999/22/CE, de 29 de marzo relativa al mantenimiento de animales salvajes en parques zoológicos, exige el establecimiento de un régimen de autorización y de inspección de los parques zoológicos, que garantice el cumplimiento de condiciones básicas de sanidad, bienestar y seguridad, para mantener la buena salud física y psíquica de los animales salvajes los habitan.

El Reglamento (CE) nº 338/97 del Consejo, de 9 de diciembre de 1996, relativo a la protección de especies de la fauna y flora silvestres mediante el control de su comercio, obliga a los Estados miembros a disponer de instalaciones adecuadas para el albergue y cuidado para los casos de importación de especímenes vivos de gran número de especies, y se prohíbe la exposición pública con fines comerciales de especímenes de las especies de su anexo A, salvo en caso de concreta excepción justificada por fines educativos, de investigación o cría.

Las competencias sobre la gestión de los zoos están transferidas a las comunidades autónomas, así que son éstas las que deben mantener  un registro de los parques zoológicos autorizados en su territorio, así como una actualización de la lista de animales que mantengan en sus instalaciones. Informarán, a su vez, al Ministerio de Medio Ambiente de los datos de sus registros.

Sin embargo, el cumplimiento de las leyes no siempre se garantiza puesto que los animales tienen que vivir en microambientes reducidos, muchas veces masificados, otras veces aislados de su grupo de iguales, además de su privación de libertad.

¿ZOOLÓGICOS CON FINES CONSERVACIONISTAS?

Muchos animales de los zoos no están en ellos para su conservación, puesto que no son animales en peligro de extinción. Viven encarcelados de por vida con el único fin de distraer a los visitantes, en espacios muy reducidos, a veces incluso solos o, por el contrario, sin tener derecho a privacidad.

Muchas veces, las crías que nacen en cautiverio se venden a otros zoológicos, a circos o a cazadores privados, con lo que se está comerciando con estas especies.

Además, en determinadas ocasiones el clima no es el adecuado para ellos: o hace excesivo frío, o demasiado calor, o el clima es excesivamente húmedo, etc.

¿ZOOLÓGICOS CON FINES EDUCATIVOS?

Estos lugares no demuestran que sirvan para fines educativos ni de investigación sobre el comportamiento y la conducta animal, como erróneamente se cree.

En primer lugar, nada tiene de educativo privar de libertad a un animal y separarlo de su grupo familiar. Por otra parte, estudiar comportamientos que no son normales, ni naturales, ni propios de ellos tampoco puede considerarse como educativo. Ya hemos mencionado que las conductas de estos animales se ven modificadas y distorsionadas debido a su estado de cautiverio. Los animales que viven en libertad presentan conductas totalmente diferentes.

Como todos los animales en cautiverio, su conducta se ve modificada y aparecen patologías y comportamientos anormales.

LAS MALAS CONDICIONES DE LOS ZOOLÓGICOS:

Las condiciones de higiene en las que viven también dejan mucho que desear, muchas veces teniendo que malvivir entre sus propios excrementos. También tienen que sufrir de la ruidosa y molesta presencia humana, lo que les genera una situación de estrés añadida.

Según la Asociación Born Free en su estudio EU ZOO INQUIRY ‘REPORT FINDINGS AND RECOMMENDATIONS’ sobre el estado de los zoos en la Unión Europea, las condiciones no son todo lo favorables que se dicta en las leyes. El personal que atiende a los animales no está cualificado y muchos zoológicos se encuentran bajo recursos.

Según el informe, solo el 14,06% de las especies que viven en los zoos se encuentran amenazadas.

España, en concreto, ha sido denunciada por la Comunidad Europea por el mal estado de sus zoológicos. En el año 2011, la Asociación Igualdad Animal presentó una denuncia contra 8 zoológicos españoles por hacinamiento, maltrato de los animales, por abandono o carencia de atención veterinaria. Estimaron que el 44% de los animales padecía de problemas físicos o psíquicos debido al cautiverio. También se sospechó de indicios de tráfico ilegal de animales.

Por tanto y, teniendo en cuenta todos estos factores, podemos concluir que los zoológicos incumplen lo estipulado por las leyes y son perjudiciales para la salud tanto física como psíquica de los animales. Por este motivo, lo necesario y justo sería que no se mantuvieran por más tiempo.

SI QUIERES AYUDAR A EVITAR QUE SE SIGAN MANTENIENDO

¡NO VISITES LOS ZOOS!

REFERENCIAS:

  •    “Zoo,” Encyclopaedia Britannia, 2008